home Encuentros Internacionales EUCARISTÍAS FÁTIMA 2018

EUCARISTÍAS FÁTIMA 2018

Todo el encuentro resultó memorable. Cada acto tuvo su propia impronta. Pero las eucaristías vinieron a ser como la cumbre en el esfuerzo del montañero. Todo a su tiempo, todo a punto. El desfile de los cardenales, obispos y sacerdotes, los cantos magníficos del coro, la ambientación, el ritmo, las pausas, las homilías.

Allí, cerca de 9.000 personas, participamos cada día en la misa. Textos bien elaborados y llenos de contenido para que llegasen a nuestro corazón. La presencia de Jesús resucitado en las caras de cada uno de los asistentes.

Nadie era extraño. Bebíamos de la fuente inagotable de la Palabra de Dios. Celebrábamos el sacramento del alimento. Participamos y de qué manera la vida, pasión, muerte y resurrección de Cristo. Hicimos realidad la cena con Jesús.

Todo eso nos lo hemos traído en nuestra mente y en nuestro corazón para hacerlo realidad en nuestra vida de cada día. Por el mundo entero.

Tomamos conciencia de que todos somos hermanos, de que el mal nunca vencerá al bien, que el camino de la vida es arduo, que tenemos alimento para no desfallecer y que ese alimento es la eucaristía que nos hace más fuetes, más amables, más cercanos, más amorosos.

Amigos, la eucaristía de cada día, de las dos horas de duración, se hacía en un instante. Porque de tal manera nos transformaba que el tiempo no contaba. Fue un verdadero impulso en nuestra vocación de matrimonios, de sacerdotes y de cristianos.

¿Qué sentimientos revoloteaban en esos momentos? De amor, de amistad, de gratitud. La fe es una gracia que hemos descubierto y que alimentamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.