home Reflexiones, Sector Palencia-Salamanca SEAMOS FAROS IRRADIANDO AMOR CRISTIANO

SEAMOS FAROS IRRADIANDO AMOR CRISTIANO

 

Cada vez son más frecuentes las noticias de víctimas y violencia de género y familiar; noticias que la sociedad las va soportando como  comportamientos propios de nuestro tiempo, ante la escalada ascendente de las mismas. Y muchos se preguntan y nos preguntamos, cuáles son las causas que lo provocan.

Si ahondamos y analizamos las causas que lo motiva, podemos encontrar numerosas y variadas: desde un mundo material y marcado por el ateísmo, el progreso económico y tecnológico global, así como la llegada de un nuevo sistema cultural además de la ausencia de una escala de valores humanos.

Inmersos en la cultura de la globalización, tanto de los medios de producción, de los hábitos de consumo como de la información, la sociedad vive en tensión permanente que es fuente, en muchas de las ocasiones, de un creciente comportamiento violento.

Y ante ello ¿qué podemos hacer nosotros, miembros y matrimonios de los Equipos de Nuestra Señora (ENS)?

En primer lugar ayudando a descubrir y a vivir la verdadera naturaleza del amor humano, que la cultura actual tiende a desfigurar, debiendo discernir, hasta lo más profundo de nuestro corazón, nuestra misión de matrimonio cristiano y miembros de los ENS.

Debemos y tenemos la misión de dar a conocer las riquezas del matrimonio cristiano dando ejemplo del verdadero amor conyugal y familiar, siguiendo el camino que Jesús nos enseñó. Camino que nace del corazón, que es lo mismo que decir: “ser misioneros de Cristo”.

Debemos dejarnos inspirar por las palabras claves que insistentemente nos lanza el Papa Francisco: “discernir, acoger y acompañar”, y para esta misión todos somos importantes y necesarios, pues cada uno es la luz que ilumina a los demás, siendo testimonios vivos de la plena actualidad matrimonial, aunque la sociedad vaya por otros caminos.

Debemos, en definitiva “ponernos en camino…” como nos indica el Lema de este curso ENS, meditando y haciendo oración con el pasaje evangélico de la Carta de San Pablo a los Corintios 13: 1: “… el amor es paciente, es servicial; el amor no es envidioso; no hace alarde, no se envanece, no procede con bajeza, no busca su propio interés, no se irrita, no tiene en cuenta el mal recibido…. El amor todo lo disculpa, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. El amor no pasará jamás”

Meditémoslo y digamos: “Me pondré en camino …” para ofrecernos a ser

¡FAROS QUE IRRADIEN AMOR CRISTIANO!

Puri y Helidoro

Resònsables Sector Palencia-Salamanca

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.