home Reflexiones TRANSCENDENCIA

TRANSCENDENCIA

Leemos del Padre Caffarel:

«El gusto de lo absoluto no está ausente en ningún ser humano […] en unos y otros está fundido en la sustancia misma de su alma. Esto es lo que hace al hombre diferente del animal, infinitamente superior. Y ninguno entre los bienes de la tierra, por definición, podrá satisfacer ese gusto por lo absoluto. […]

Somos personas, dotadas de inteligencia y nos preguntamos por el más allá, por lo que hacemos aquí, por qué hemos nacido y dónde acabaremos. Contamos con Dios. La inteligencia nos invita a ello. Aunque hay quien se empeña en negarlo. Lo absoluto cuenta. Dios es evidente. Como la belleza de la foto del girasol.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.